Trastornos psicosomáticos, hipocondría y dolor crónico - Diana Sarmiento Pachón
17834
post-template-default,single,single-post,postid-17834,single-format-standard,bridge-core-1.0.5,ajax_fade,page_not_loaded,,qode_grid_1300,footer_responsive_adv,qode-content-sidebar-responsive,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-18.1,qode-theme-bridge,disabled_footer_bottom,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-6.0.2,vc_responsive

Trastornos psicosomáticos, hipocondría y dolor crónico

enfermedades psicoterapia

Trastornos psicosomáticos, hipocondría y dolor crónico

Los trastornos psicosomáticos

Dado que existe una conexión muy fuerte entre el cuerpo y la mente, es lógico suponer que hay una relación entre las enfermedades físicas y la forma en la que nos sentimos emocionalmente.

Los estados emocionales pueden influir en los procesos de enfermedad física y la enfermedad física influir en los estados emocionales, alterando el bienestar psicológico de la persona, provocando una depresión o ansiedad derivada por ejemplo, de las consecuencias desagradables y limitaciones que imponen la enfermedad física y de la misma manera, algunos trastornos físicos son derivados de una alteración psicológica. Entre los trastornos psicosomáticos más comunes se encuentran: las úlceras, el colon irritable, algunas erupciones cutáneas, algunos tipos de estreñimiento, etc.

La terapia en los trastornos psicosomáticos

En la psicoterapia se reconoce el origen del problema y los componentes psicológicos que puedan estar afectando a la salud física, de esta forma:

– Se aplican técnicas para poder reducir los niveles de ansiedad que tantos problemas físicos genera.
– Tratar la depresión si la hubiera.
– La persona aprende a gestionar y expresar las emociones de una forma adecuada.
– Regulan los niveles de autoexigencia, así como se aprenden estrategias de afrontamiento en diversas situaciones, como por ejemplo ante el estrés.

Dolor crónico:

Algunas enfermedades o problemas de salud pueden cursar con mucho dolor, el cual se puede incrementar por la influencia de diversos factores psicológicos como ansiedad, miedo, rabia, depresión, etc.; con lo cual el tratamiento ira encaminado al manejo del dolor a través del aprendizaje adecuado de saber llevar las emociones negativas asociadas al dolor y a la adquisición de estrategias que ayuden a mitigar el dolor, con lo cual mejora la calidad de vida de la persona que sufre de dolores, entre los dolores más frecuentes se encuentran las cefaleas tensiónales, las migrañas, el dolor de espalda y la fibromialgia, entre otros tantos.

La hipocondría:

Trastorno por el cual la persona cree que padece una enfermedad grave, por tanto, adopta una actitud vigilante de su cuerpo, pensando que cualquier cambio supone la posibilidad de tener una enfermedad incluso mortal, que le hace estar constantemente preocupada por la salud, se analiza su cuerpo y revisa sus cambios corporales constantemente. Sus características principales son el miedo a padecer una grave enfermedad, la convicción de que tiene ya una enfermedad grave, aún sin respaldo médico.

No Comments

Dejar un comentario